Licor de vodka con caramelo

lunes, agosto 10, 2015


Licor de vodka con caramelo

Prácticamente los únicos licores que me gustan son los dulces, cuanto mas dulces mejor y el de vodka con caramelo es uno de los mas ricos que he probado. Por eso tenía ganas de hacerlo en casa, porque viene bien tenerlo disponible cuando apetece y también porque quedas muy bien cuando sirves una copita y dices que lo has hecho tú, aunque hayas utilizado vodka para prepararlo y no alcohol etílico como se suele hacer en los licores caseros, pero me parece mas fácil hacerlo así y nos podemos evitar complicaciones. 

Este licor casero es muy sencillo de hacer, preparar el caramelo, mezclar y dejar que se integren los sabores durante un par de semanas. Y el resultado es muy, muy rico, como seguro que os dirán las personas que lo prueben. 


Licor casero de vodka con caramelo


Ingredientes

400 ml de vodka
300 g de azúcar moreno
150 ml de agua mineral
75 g de azúcar invertido


Preparación del licor de vodka con caramelo: 


Lo primero que vamos a hacer es el caramelo porque tendremos que dejarlo enfriar antes de mezclarlo con el vodka. Para prepararlo ponemos en una cazuela el azúcar moreno con el azúcar invertido y lo ponemos a fuego lento mientras lo removemos de vez en cuando para que se mezcle bien. Si tenemos un termómetro de azúcar dejaremos que llegue hasta los 100º, en caso de no tenerlo lo tendremos hasta que veamos que el azúcar se ha fundido y empieza a burbujear. 

Entonces lo retiramos del fuego y añadimos el agua, para evitar que salte por la diferencia de temperatura conviene que la añadamos templada o caliente, la podemos calentar en el microondas.

Al momento de añadirla hay que remover bien para que se mezcle, entonces lo volvemos a poner al fuego y lo dejamos cocer a fuego lento hasta que alcance los 105-110º. Si no tenemos termómetro será hasta que veamos que empieza a hacer espuma y subir. 

Lo dejamos enfriar sin tocarlo ni removerlo, una vez que esté frío vamos a ver que se ha espesado, lo mezclamos con el vodka en un recipiente de cierre hermético y lo dejamos en un lugar fresco y oscuro durante dos semanas.

Cada dos o tres días lo vamos a remover bien agitando el bote sin abrirlo y una vez pasado ese tiempo lo pasaremos por un colador de tela por si hubiera restos de azúcar y lo podemos embotellas. 

Está delicioso frío, aunque al enfriarse se nota menos el dulzor del caramelo pero aún así está riquísimo.  Y si quieres probar a hacer otro licor casero mira este de plátano con canela, que también está delicioso.

Y si quieres puedes participar en nuestro grupo de cocina con Mari en Facebook o seguirnos en la página de Recetas - La Dulzura de Mari. Suscríbete a nuestro canal de YOUTUBE

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada