Sorbete de limón sin azúcar

martes, junio 10, 2014


Sorbete de limón sin azúcar

El sorbete es una delicia refrescante que, al contrario que el helado, no contiene ingredientes grasos ni yema de huevo. Por ese motivo resulta menos cremoso pero es mas refrescante, cuando hace calor resulta una auténtica delicia tomar un postre tan fresquito. Además, este lo hemos preparado con limón, rico y fresco, y también sin azúcar, por lo que es ideal si queremos un postre ligero, estamos a dieta y también para las personas diabéticas que no pueden consumir azúcar.


Sorbete de limón sin azúcar


Ingredientes

200 ml de leche desnatada

200 ml de zumo de limón

1 clara de huevo

4 cucharadas grandes de edulcorante

2 hojas de hierbabuena (opcional)




Preparación del sorbete de limón sin azúcar:



Si queremos darle un toque muy especial podemos hacerlo con la hierbabuena, en ese caso primero calentamos la leche en un cazo, añadimos la hierbabuena, lo retiramos del fuego y lo dejamos reposar hasta que se enfríe, entonces retiramos la hierbabuena.

Si no la queremos utilizar no es necesario hacer eso, simplemente utilizaremos la leche.

En cualquiera de los dos casos lo que vamos a hacer es batir la leche con el zumo de limón hasta que esté espumoso, entonces le añadimos el edulcorante en polvo y lo mezclamos bien.

Preparación del sorbete de limón sin azúcar

Lo metemos en un recipiente que se pueda cerrar en el congelador. Es preferible utilizar uno que sea ancho porque tardará menos en congelarse. 

Tenemos que removerlo cada 30 - 45 minutos, esto lo haremos una, dos o tres veces hasta que veamos que está ya medio congelado. Entonces le añadimos la clara de huevo que previamente habremos batido a punto de nieve fuerte. Se mezcla bien con unas varillas. 

Volvemos a meterlo al congelador y hay que removerlo de nuevo cada 45 minutos, al menos una o dos veces. Una vez hecho esto lo podemos dejar hasta el momento de utilizar. 

Cuando lo vayamos a consumir hay que sacarlo del congelador al menos una hora antes y dejarlo en la nevera, veremos que se ha convertido en hielo y hay que dejar que se vaya descongelando. Cuando podamos lo removemos para ir deshaciéndolo y que sea posible servirlo en los vasos.

Una vez en el vaso lo ideal es dejarlo unos minutos mas para que adquiera una textura mas suave. Cuando empiece a estar un poco deshecho es cuando estará perfecto, aunque también se puede consumir antes, esto ya como nos guste mas. 


Notas: al no llevar azúcar el proceso es un poco mas lento, por otro lado si lo probáis antes de congelar os daréis cuenta que el sabor es increíblemente fuerte, una vez congelado esto va a cambiar porque perderá intensidad, también se puede consumir como si fuera un granizado, esto sería antes del momento de añadir la clara de huevo,  pero tener en cuenta que el sabor será muy, muy intenso.

Tenemos mas recetas sin azúcar y todas muy ricas, pero si tuviera que recomendar otra por su ligereza sería esta mousse de naranja, también con cítricos y muy fresca. 

Y si quieres puedes participar en nuestro grupo de cocina con Mari en Facebook o seguirnos en la página de Recetas - La Dulzura de Mari. Suscríbete a nuestro canal de YOUTUBE

2 comentarios:

  1. Me encanta , en verano está delicioso y es una delicia tomarlo fresquito"! Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Elisa, sí que refresca un montón, bsoss¡¡

      Eliminar