Flor de melocotón con mascarpone

sábado, noviembre 30, 2013


Flor de melocotón con mascarpone

¿Que tiene este postre que está tan bueno? Realmente es muy sencillo y fácil de hacer, no necesita horno y lo vamos a preparar enseguida. ¿Su secreto? El mascarpone. Ese queso cremoso, de sabor dulce y suave que resulta tan delicioso. Es muy utilizado en repostería en postres tan conocidos como el tiramisú, pero lo podemos emplear en muchísimas preparaciones donde, además de su delicioso sabor, nos va a aportar una cremosidad inigualable. 

Si además acompañamos hacemos este riquísimo postre con un tierno melocotón en almíbar vamos a tener una combinación suave, cremosa y altamente deliciosa.


Flor de melocotón con mascarpone


Ingredientes

200 ml de leche desnatada
200 ml de nata líquida
250 g de queso mascarpone
6 - 7 mitades de melocotón en almíbar
4 - 5 hojas de gelatina
50 g de azúcar


Preparación de la flor de melocotón con mascarpone: 


Ponemos la leche en un cazo al fuego con el azúcar y le añadimos la nata líquida. Una vez comience a hervir lo dejamos a fuego lento unos 8 - 10 minutos removiendo a menudo. Pasado ese tiempo lo apartamos del fuego y le añadimos la gelatina, que previamente habremos hidratado según las instrucciones del envase, y lo dejamos que se temple. 

La cantidad de gelatina a poner son unas 4 - 5 hojas, según queramos la consistencia mas o menos cremosa. 

Una vez se haya enfriado un poco le añadimos el queso mascarpone, removiendo hasta que se mezcle bien. Para conseguir mezclarlo perfectamente suelo pasarlo todo por un colador.

Preparación de la flor de melocotón con mascarpone

En un molde vamos a poner el melocotón en almíbar escurrido. Le podéis poner mas o menos cantidad según vuestro gusto. Está realmente rico con el mascarpone por lo que si os gusta mucho el melocotón ponerle más mitades. 

Como veis he utilizado un molde de silicona y lo he puesto sobre una bandeja, de esa manera es más fácil de mover, porque al ser un material tan flexible se nos puede doblar al levantarlo y caerse el contenido.

Una vez que habéis colocado el melocotón en el molde vertéis encima la preparación de la leche con el mascarpone y lo metéis a la nevera durante al menos 4 -5 horas. 

Al desmoldarlo nos va a quedar un poco irregular. Lo que se puede hacer es darle un poco de forma redonda a las partes donde se ve el melocotón con el borde de una cucharita.

¡¡Está increíblemente bueno!! Pero es que el mascarpone es un queso riquísimo y muy empleado en la repostería, lo podemos utilizar también para hacer un delicioso bizcocho, que además no lleva gluten.

Y si quieres puedes participar en nuestro grupo de cocina con Mari en Facebook o seguirnos en la página de Recetas - La Dulzura de Mari. Suscríbete a nuestro canal de YOUTUBE

4 comentarios:

  1. Mm mm q buena receta.... me quedo x aquí me encanta y te invito a mi blog... proyectodulcelucia.blogspot.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, me paso ahora mismo a visitarte¡¡

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Hola Mónica, se podría utilizar queso batido, quark, queso crema o incluso yogur griego... en es caso tal vez habría que aumentar un poco la cantidad de azúcar, tendrías que probar la preparación para ver si está bien de dulzor y de ser necesario añadir un poco mas..

      Eliminar