Tarta corazón de arándanos

miércoles, febrero 05, 2014


Tarta corazón de arándanos

Para una celebración, un cumpleaños, o simplemente porque nos apetece, esta tarta de arándanos es la opción ideal para pasar un buen día. Y ahora que se acerca San Valentín, qué mejor ocasión para hacerla. Es muy sencilla de hacer, está buenísima y la podéis hacer con muchos días de antelación porque se puede congelar, y simplemente sacándola con dos horas de antelación la tenéis lista.

La receta es de una fan y amiga,  Rosa, y nosotras le hemos dado nuestro toque a una receta fenomenal. Normalmente no necesita horno, aunque en este caso hemos hecho una versión de la base de galletas que seguro le encantará.


Tarta corazón de arándanos


Ingredientes

2 tarrinas pequeñas de queso de untar (o una grande)
400 ml de nata para montar
80 g de mantequilla o margarina
1 sobre de gelatina de fresa
3 cucharadas de agua
6 cucharadas de azúcar
1 puñado de avellanas o almendras
1 paquete de galletas de caramelos popoulos, digestive o paquete y medio de galletas maría


Para decorar

1 bote de mermelada de arándanos, fresa o frutos rojos
3 láminas de gelatina
unas gotas de limón
3 cucharadas de agua
1 cucharada de azúcar
frambuesas
nata montada para adornar


Preparación de la tarta corazón de arándanos: 


Moler las avellanas, añadir las galleta molidas y la mantequilla derretida, hacer una masa y poner en el molde aplastándolo con el dorso de una cuchara.

Preparación de la tarta corazón de arándanos

Introducir en el horno precalentado a 180º durante unos 10-15 minutos. Sacar del horno y reservar. Montar la nata con tres cucharadas de azúcar, mezclar con el queso y reservar.

En un cazo poner las tres cucharadas de agua junto con el azúcar y cuando hierva añadir la gelatina de fresa y disolver bien. Si es necesario añadir una cucharada de agua fría y retirar del fuego.

Dejar que se enfríe la gelatina, añadirlo a la mezcla de queso y nata y mezclar suavemente. Poner la mezcla en el molde sobre la base de galletas y alisar sin aplastarlo y meter en el frigorífico. Se puede meter en el congelador mientras preparamos la cobertura.

Para preparar la cobertura ponemos a calentar en un cazo la mermelada junto con el azúcar, las tres cucharadas de agua, la cucharada de azúcar, las gotas de limón y lo dejamos hervir unos minutos. Colamos la mermelada y le añadimos las tres láminas de gelatina que previamente habremos hidratado teniéndolas en agua fría unos cuatro minutos. Lo mezclamos bien y dejamos que se enfríe.

Sacamos la tarta del frigorífico y le añadimos la cobertura por encima con cuidado, y en el medio formamos un corazón con los arándanos de la mermelada y lo rodeamos de frambuesas frescas. Introducimos la tarta en la nevera unas horas o en el congelador.

Adornamos con unos rosetones de nata alrededor. Otra tarta corazón que tenemos y me encanta es esta de chocolate y nueces.

Y si quieres puedes participar en nuestro grupo de cocina con Mari en Facebook o seguirnos en la página de Recetas - La Dulzura de Mari. Suscríbete a nuestro canal de YOUTUBE

2 comentarios:

  1. Qué bonita!!!tiene que estar deliciosa!!acabo de conocer tu blog,me ha gustado un montón así que con tu permiso me quedo por tu cocina!!^^ te invito a que te pases por el mío!!Besitos
    Carlos http://pasteleschoco.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Carlos¡¡ Ahora mismo me paso a visitarte¡¡

      Eliminar